Saltar Navegación
Pruebas al Agua

Pruebas y tratamiento del agua

Para asegurarse que nuestra agua cumpla o sobrepase los estándares del agua potable federales, el Distrito del Agua del Valle de Las Vegas colecta y analiza muestras de agua con más frecuencia que las regulaciones federales lo requieren.

Técnicos de la calidad del agua

  • Recolectan 33,400 muestras de agua y
  • Llevan acabo cerca de 333,700 análices sobre las muestras
  • Revisan la calidad del agua en “tiempo real” las 24 horas del día, los 365 días del año
  • Hacen pruebas para detectar cerca de 120 contaminantes tanto regulados como no regulados

También llevamos acabo pruebas extensivas sobre la calidad de nuestro sistema de distribución del agua. Aunque llevar acabo estas pruebas no es requerido por ley, son importantes para identificar áreas de posible debilidad dentro del sistema.

Estaciones para examinar el agua

Hemos instalado más de 100 estaciones permanentes para hacerle pruebas al agua. En estas estaciones se toman muestras para hacer pruebas bacteriológicas y químicas. Algunas de estas estaciones están sobre tierra y otras están instaladas en las cajas del medidor de nuestros clientes para asegurarnos que la calidad del agua es mantenida hasta llegar a las llaves de agua de nuestros clientes.

También le hacemos pruebas a la tubería nueva antes de instalarla y de hacerla parte del sistema de distribución de agua para asegurarnos de su limpieza y calidad.

Tratamiento

La mayor parte de nuestra agua potable (cerca del 90 por ciento) viene del Río Colorado por medio del Lago Mead. El resto viene de bancos acuíferos subterráneos profundos que están debajo del valle de Las Vegas, los cuales utilizamos principalmente durante los meses de verano para satisfacer la alta demanda de agua.

El agua que se extrae del Lago Mead se envía a nuestras plantas de tratamiento Alfred Merritt Smith o River Mountains.

El proceso de tratar el agua comienza con la desinfección. El agua es desinfectada usando ozono, el cual es un tratamiento que destruye bacteria y otros microorganismos debido a la infusión de ozono. El ozono es un gas que es producido cuando las moléculas de oxigeno son expuestas a voltajes eléctricos.

En seguida, el agua es expuesta al aire para reducir olores y aumentar el contenido de oxigeno en el agua. Partículas microscópicas son luego combinadas usando un proceso llamado floculación. Estas partículas de mayor tamaño son removidas usando un filtro con múltiples capas compuesto de carbón de antracita, arena de sílice y arena de granate.

Cuando el agua sale de las plantas de tratamiento se le añade cloro para protegerla en su camino a las llaves de agua de los consumidores, y también se le trata para minimizar la corrosión a las tuberías.

Debido a que se filtra naturalmente, el agua que se extrae de los bancos acuíferos subterráneos del valle de Las Vegas, se trata solamente con cloro cuando entra al sistema de distribución.

Para más información, visite las páginas de la Autoridad del Agua del Sur de Nevada en SNWAenEspanol.com.